Optimización de Rutas Aéreas

Optimización de Rutas Aéreas

///////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////////

En lo que constituyó un hecho innovador en la navegación aérea argentina, EANA llevó a cabo en dependencias del Aeropuerto Internacional de Ezeiza – Ministro Pistarini la primera reunión multilateral de optimización de rutas aéreas destinada a rediseñar de manera más eficiente la red de rutas aéreas del espacio nacional.

Durante dos días, 26 expertos -representantes de todos los Centros de Control de Área (ACC) de la Empresa, de la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC) y de Aerolíneas Argentinas, Austral Líneas Aéreas y LATAM- llevaron a cabo la denominada RO1 en el Centro de Instrucción, Perfeccionamiento y Experimentación (CIPE). El objeto de la RO1 fue alcanzar una optimización de la red de rutas aéreas y el eventual rediseño de 24 rutas, según el flujo de tránsito a nivel nacional.

Iniciando una nueva forma de trabajo conjunto entre el Regulador (ANAC), el Prestador del servicio (EANA) y empresas aéreas, analizaron la forma de reducir las distancias recorridas para llegar a un mismo destino, mejorar el cuidado del medio ambiente y reducir los costos para los operadores aéreos. La convocatoria, modalidad de trabajo aplicada y la coordinación de la RO1 recogieron comentarios elogiosos entre los invitados.

En la Reunión se logró optimizar 21 flujos, mediante la creación, realineación y eliminación de rutas ATS, cuya entrada en vigencia queda sujeta a la aprobación de la ANAC. Se espera que su implementación definitiva se produzca en septiembre próximo.

La optimización alcanzó también a rutas de la red regional sudamericana, las cuales unen distintos Estados de la región Sudamérica (SAM) que cruzan el territorio argentino. En ese caso se requiere, además, la aprobación de la Organización de la Aviación Civil Internacional (OACI) a través de su oficina regional de Lima, Perú.

En caso de que todas las modificaciones propuestas* por la RO1 entren en vigencia, el transporte aéreo podrá alcanzar los siguientes ahorros en términos anuales:

  • 313.895 km volados
  • 1.162.576 kg de combustible
  • 3.670.252,42 kg de CO2
  • 391.7 horas de vuelo

El presente plan de modificación del espacio aéreo es sólo la primera etapa de un programa progresivo de rediseño, que contempla además la optimización de flujos que no pasan por Buenos Aires (mar 2018); modificaciones al Área Terminal Buenos Aires -TMA Baires- (sept 2018) y sus correcciones (mar 2019); y un nuevo TMA Baires con nueva red de rutas (sep 2019).

De implementarse todos los cambios proyectados de aquí a 2019, éstos terminarán beneficiando a unos 44.000 vuelos al año.

 

* La eficiencia y mejoras cubre entre otros flujos (con los respectivos códigos identificadores de aeropuerto de la OACI):

Aeroparque-Córdoba (SABE-SACO); Aeroparque-Rio Cuarto (SABE-SAOC); Aeroparque-San Juan (SABE-SANU); Aeroparque-Tucumán (SABE-SANT); Salta-Aeroparque (SASA-SABE); Aeroparque-Ezeiza-Santiago de Chile (SABE-SAEZ-SCEL); Santiago de Chile-Córdoba (SCEL-SACO); Bariloche-Aeroparque (SAZS-SABE); Córdoba-Ushuaia (SACO-SAWH); Córdoba-Comodoro Rivadavia (SACO-SAVC); Córdoba-El Calafate (SACO-SAWC); Aeroparque-Comodoro Rivadavia (SABE-SAVC); El Calafate-Aeroparque (SAWC-SABE); Rosario-Bahía Blanca (SAAR-SAZB); Rosario-El Calafate (SAAR-SAWC); Rosario-Ushuaia (SAAR-SAWH); Rosario-Comodoro Rivadavia (SAAR-SAVC); Aeroparque-Bahía Blanca (SABE-SAZB); Santiago de Chile-Ezeiza/Aeroparque (SCEL-SAEZ/SABE); Trelew-Viedma-Aeroparque (SAVT-SAVV-SABE).

En otros casos de rutas analizadas se decidió no efectuar modificación alguna.